Pulse aquí para obtener una traducción automática del texto que figura más abajo.
Los políticos locales y regionales piden una educación digital mejor ‎ y más accesible para toda la ciudadanía europea  

Con el fin de que el sistema educativo europeo sea más digital y resiliente, los políticos locales y regionales piden a los Estados miembros que utilicen una mayor proporción de los fondos de la UE para mejorar la educación digital y ayudar a cerrar la brecha digital entre las zonas rurales y urbanas. Estas propuestas figuran en el Dictamen del Comité Europeo de las Regiones (CDR) sobre el Plan de Acción de Educación Digital 2021-2027. El Dictamen, elaborado por Gillian Coughlan (IE/Renew Europe), miembro del Consejo del Condado de Cork, se ha debatido en el pleno del CDR del 6 de mayo.

El Plan de Acción de Educación Digital 2021-2027 contempla dos prioridades principales: fomentar el desarrollo de un ecosistema de educación digital de alto rendimiento y mejorar las capacidades y competencias de la población europea. La crisis de la COVID-19 ha acelerado en la UE un cambio hacia la digitalización que ya estaba en marcha: esto hace que las competencias digitales resulten vitales en casi todos los ámbitos de la vida cotidiana, especialmente en el trabajo y en la educación. Sin embargo, los datos de Eurostat indican que muchos europeos aún carecen de capacidades digitales básicas, y el Tribunal de Cuentas Europeo ha destacado que dichas capacidades están distribuidas de modo desigual entre la población según su edad, situación laboral, nivel educativo y ubicación geográfica.

En ningún otro ámbito se ha visto más claramente la necesidad de mejorar la infraestructura digital que en la educación, donde la escolarización domiciliaria y las clases en línea se han convertido en una nueva norma temporal durante la pandemia. Gillian Coughlan (IE/Renew Europe), miembro del Consejo del Condado de Cork, profesora, y ponente del Dictamen, afirma: « He comprobado de primera mano que muchas escuelas y gran parte del alumnado y el personal docente no estaban preparados para pasar al modo digital durante la pandemia. Esto no solo ocurrió en Irlanda sino en toda la UE. Resulta esencial establecer una infraestructura digital que ofrezca a todos los estudiantes y personal docente las mismas oportunidades de prosperar y de desarrollar sus capacidades. Además, debemos garantizar que toda la ciudadanía europea, independientemente de su origen y su posición socioeconómica, tenga las mismas oportunidades para ampliar sus competencias digitales».

Victor Negrescu , diputado al Parlamento Europeo y vicepresidente de su Comisión de Cultura y Educación, participó junto con los miembros del CDR en el debate sobre el Dictamen, y aseguró: « El acceso a la educación es un derecho, y también debe serlo en el caso de la educación digital. Tenemos que definir normas de calidad para la educación digital y colaborar estrechamente con las comunidades y las autoridades locales para implantar dichas normas a un ritmo más rápido. Es esencial asignar a la educación al menos un 10 % de los fondos del Plan de Recuperación, y estos nuevos recursos disponibles deberían contar con la participación de las partes interesadas locales a fin de aumentar la accesibilidad, desarrollar la infraestructura, los métodos y el contenido, y mejorar la calidad del proceso educativo » .

En el Dictamen se señala la brecha digital entre las zonas rurales y urbanas como uno de los principales problemas que debe abordar el Plan de Acción de Educación Digital. También se hace hincapié en la importancia de mejorar la infraestructura digital y ampliar la educación digital en la UE, garantizando al mismo tiempo que esta sea accesible por igual a todos los sectores de la sociedad, independientemente de su edad, género, origen social, etnia o capacidad física e intelectual.

Para alcanzar estos objetivos, el Comité Europeo de las Regiones pide a la Comisión Europea y a los Estados miembros que hagan un mayor uso de los fondos puestos a disposición a través del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia, el programa Erasmus+ y el Fondo Social Europeo para impulsar la educación digital. El CDR también pide financiación pública directa para desarrollar nuevos modelos de enseñanza y promover las capacidades del siglo XXI en todos los niveles educativos. Por otra parte, los miembros del CDR acogen con satisfacción la Agenda Europea de Capacidades y su objetivo de garantizar que, de aquí a 2025, el 70 % de las personas de 16 a 74 años posean competencias digitales básicas.

En el Dictamen también se destaca el papel fundamental que desempeñan los entes locales y regionales para la educación y la inclusión digital en sus territorios, por lo que se pide garantizar que los fondos destinados a mejorar la educación digital se distribuyan a nivel regional.

Tras el debate de hoy está previsto que los miembros del CDR aprueben el Dictamen al final del pleno del 7 de mayo.

Información adicional

La UE está creando un Espacio Europeo de Educación que se pondrá en marcha de aquí a 2025 y pretende ayudar a los Estados miembros a construir unos sistemas de educación y formación resilientes y orientados al futuro. El CDR aprobó un Dictamen sobre el Espacio Europeo de Educación en marzo de 2021: el correspondiente comunicado de prensa puede consultarse aquí .

Entre los fondos de la EU que los Estados miembros pueden emplear para mejorar la educación digital figuran el programa Erasmus+ —que cuenta con un presupuesto estimado de 26 200 millones de euros para el período 2021­2027 para apoyar la educación, la formación, la juventud y el deporte en la UE— y el Fondo Social Europeo (FSE) , el principal instrumento de la UE para apoyar la creación de puestos de trabajo, ayudar a las personas a encontrar mejores empleos y garantizar unas oportunidades laborales más justas para toda la ciudadanía de la UE.

Contacto:

Tobias Kolonko

Tel. +32 2 282 2003

tobias.kolonko@ext.cor.europa.eu

Share: